Remedios Beta – Remedios Caseros Para Todos

Combate el estrés con la receta de la abuela

Combatir el estrés
Muchas veces nos reímos y no tenemos en cuenta los consejos y sabidurías de nuestras abuelas, pero en este artículo vamos a utilizar uno de sus viejos trucos para aliviar el estrés de nuestro cuerpo. Los nervios y el estrés están en nuestra vida de manera continúa debido al gran ritmo que llevamos.

La mejor receta que nos dan nuestras abuelas para combatir el estrés es que después de un día largo y agotador, debemos introducir los pies en agua caliente con sal. De esta manera eliminaremos las tensiones diarias y te irás a la cama pudiendo dormir mejor ya que estarás más relajado.

Una forma más detallada de lo que se debe hacer:
• Prepara una olla o un bol grande con agua y ponlo a calentar al fuego o en el microondas sin que llegue a hervir. El agua hervida es perjudicial para la piel.

• Cuando el agua esté caliente poner en un recipiente grande, para que al meter las piernas llegue el agua casi a las rodillas. Echa 500 gramos de sal.

• Introduce los pies en el recipiente y relájate, lo mejor es que utilices música relajante, velas…Estos detalles no son absolutamente necesarios, lo que si es necesario es que estés en un clima de tranquilidad, sin exceso de ruidos e intenta olvidarte de tus problemas.

Después de unos 20 minutos con los pies en el agua se recomienda que te des un baño templado para acabar con una relajación total, si no es posible o no te apetece lo mejor es que te des una ducha porque te ayudará a despejar la mente.

Siguiendo estos pequeños consejos de la abuela conseguirás dormir mejor ya que habrán desaparecido las tensiones acumuladas durante todo el día. Lo más importante es que cuando llegues a casa intentes olvidar todos esos problemas externos a tu familia y a tus seres queridos.

Esperamos que estos trucos te hayan servido para combatir el estrés de forma natural, si te gustó este artículo lo puedes compartir por Facebook a tus amigos, recuerda la salud es lo más importante después de Dios.

Deja tu comentario!