Remedios Beta – Remedios Caseros Para Todos

2 remedios caseros para curar el dolor de oido

Remedios para curar dolor de oidos
Un dolor de oídos, también conocido como otalgia u otitis, es el dolor de oído que puede ser interno (que afecta el oído medio, detrás del tímpano) o externo (que afecta al conducto auditivo externo).

Los síntomas de un dolor de oído interno incluyen:

– Dolor de oído
– Una sensación de enchufarse en el oído
– La pérdida de audición
– Un sonido de zumbido o
– Descarga de líquido del oído

Los síntomas de un dolor de oído externo incluyen:

– Dolor de oído intenso
– La pérdida de audición
– Un sonido de zumbido o
– Inflamación del oído

Las causas de un dolor de oído
El tubo de trompas de Eustaquio se extiende desde la parte posterior de la garganta con el tímpano y es responsable de la regulación de la presión o fluidos en el oído. La mayoría de los dolores de oído interno se produce cuando el tubo de Eustaquio se congestiona, lo que resulta en la acumulación de moco o pus detrás del tímpano. Como el líquido se acumula, la presión se produce detrás del tímpano, resultando en dolor de oído. Esto a menudo puede ser causado por una garganta existente en frío o dolor.

El dolor de oídos externo se producen cuando la humedad queda atrapada en el canal auditivo, a menudo como resultado de nadar, al bañarse, o por el clima húmedo. Las bacterias pueden entonces empezar a crecer en ese medio ambiente húmedo, lo que resulta en una infección. Las infecciones de oído del canal también pueden ocurrir por una rotura o raspadura en la piel del canal auditivo.

La mayoría de los dolores de oído menores que acompañan a un resfriado se pueden tratar en casa. Sin embargo, los dolores de oído repentinos o severos, o dolor de oído acompañado de rigidez en el cuello, dolores de cabeza, o secreción de líquido deben ser diagnosticados por un médico. Del mismo modo, los dolores de oído en bebés requieren atención inmediata por un profesional médico.

Remedios caseros naturales para el tratamiento de dolor de oídos

1- Curar el dolor de oídos usando una compresa caliente.
Una excelente manera de aliviar un dolor de oído es aplicar una compresa tibia en contra de la oreja. Basta con empapar una toalla pequeña en agua caliente, el anillo hacia fuera, y luego aplicarlo directamente al oído. Cuando la toalla empieza a enfriarse, sólo tienes que remojar en agua caliente y luego repite el proceso. Puedes repetir esto a lo largo del día para algunos un alivio instantáneo.

También se puede envolver una toalla alrededor de una pequeña botella de agua caliente y usarlo como una almohada caliente para el oído cuando te acuestes.

2- Goma de Mascar
Muchas personas experimentan dolor de oído en los aviones por los cambios de presión durante el despegue o el aterrizaje. Masticar chicle durante estos cambios de presión es una gran manera de activar los músculos que envían aire a su oído interno, lo que ayuda a equilibrar la presión en el oído y reducir el dolor de oído.

Así que puedes usar la goma de mascar en cualquier momento que tengas un dolor de oído y piense que se deba por los cambio de presión en un momento determinado.



⬇️⬇️ 🔥🔥COMPARTE TU COMENTARIO CON LA COMUNIDAD🔥🔥 ⬇️⬇️ (0)
  1. Ana dice:

    Gracias por la información, cuando era pequeña mi mama echaba 3 gotas de leche materna.

Deja tu comentario!